Los primeros 100 días de Trump: el caótico descubrimiento del poder

Los primeros 100 días de Trump: el caótico descubrimiento del poder

Desde los estrepitosos tropiezos en el Congreso hasta sus súbitos e inesperados cambios de política, Donald Trump claramente se vio enfrentado a un difícil aprendizaje en sus primeros meses en la Casa Blanca.

Y aunque el nuevo presidente estadounidense mostró capacidad de cambiar tanto el tono como sus opiniones, hasta ahora ha encontrado enormes dificultades de transmitir una visión global articulada.

De esa forma, el presidente que prometió a los estadounidenses que con él en la Casa Blanca se “cansarán de vencer”, llega a la simbólica marca de los 100 días en el poder, que se cumplen el sábado, con la necesidad de enfrentar la dura realidad del ejercicio del poder.

Al aproximarse a la marca de los 100 días, Trump ya es el más impopular presidente estadounidense en la historia moderna.

El empresario de 70 años, cuya elección provocó oleadas de preocupación en todo el mundo, aún se aferra a su estilo impredecible y su retórica arrasadora de que hizo gala en la campaña electoral.

Y sin embargo el otrora aspirante que prometió “drenar el pantano”, en una referencia a la burocracia enquistada en Washington, no tuvo otra salida que reconocer que tiene uno de los empleos más difíciles del mundo.

Si durante la campaña desató ovaciones al proponer eliminar de un plumazo el sistema de seguros médicos que heredó de Barack Obama, pocas semanas después de instalarse en la Casa Blanca tuvo que admitir: “Nadie pensaba que la salud médica sea un tema tan complicado”.

Más recientemente, recibió al presidente chino, Xi Jinping, con quien pretendía discutir la situación en Corea del Norte, pero rápidamente percibió la increíble complejidad del asunto: “Después de escucharlo por 10 minutos, me dí cuenta de que no es tan simple”, dijo.

El ‘Trumpismo’

La forma y el estilo señalan que Trump es un presidente diferente de todos los que lo antecedieron.

En una sorprendente entrevista que ofreció en marzo a la revista Time en que defendió sus alocadas afirmaciones, no tuvo problemas en afirmar: “¿Qué le puedo decir? Tengo la tendencia a tener razón”.

Con tres meses en la Casa Blanca, muchos de sus detractores consideran que un perfil de Trump escrito por el escritor Philip Roth para la revista The New Yorker en enero era adecuada y justa.

En ese artículo, Roth describió a Trump como un presidente “ignorante en lo que se refiere al gobierno, a historia, a filosofía, al arte, incapaz de expresar o reconocer sutileza… y dueño de un vocabulario de 77 palabras”.

Esto ha dado lugar a que se hable de “Trumpismo”, la capacidad de comunicarse con consignas simples.

Entre los logros de sus primeros 100 días de gobierno se destaca la nominación exitosa del juez federal Neil Gorsuch para ocupar una plaza en la Suprema Corte, un nombramiento que definió un perfil para ese tribunal.

Sin embargo, Trump se ha referido a la marca de los 100 días de gobierno como a un “estándar ridículo”, aún cuando fuentes de su equipo coinciden en señalar que se trata de un indicador importante sobre la vitalidad de la nueva administración.

Ft: Ecuavisa